Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrar publicidad relacionada con tus preferencias, analizando los hábitos de navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Configuración y más información en nuestra política de cookies ×

¿Quieres recibir notificaciones?

Recibirás noticias de tus equipos, previas, directos, resultados... ¡Recomendado!


Acepto Ahora mismo no

Luis Enrique y Quique, enemigos públicos

Esta temporada tampoco hubo fotografía de ambos entrenadores en la previa del derbi entre el Barça y el Espanyol debido a la mala relación que arrastran desde la temporada 95-96.


Foto del autor Daniel M. Venzalá @danielmv,

Luis Enrique y Quique Sánchez Flores volverán a centrar la atención en el derbi catalán.
Luis Enrique y Quique Sánchez Flores volverán a centrar la atención en el derbi catalán.

El derbi catalán entre el Espanyol siempre nos ha dejado el ya conocido posado de los dos entrenadores con la camiseta de sus equipos en un gesto de deportividad. Aunque ya son varias las temporadas que esta imagen no llega a producirse, ya que la relación entre Quique Sánchez Flores y Luis Enrique dista mucho de ser sana.

La pasada temporada, el técnico asturiano alegó problemas de agenda para no aparecer en la instantánea con el entrenador ‘perico’. Este año ha sido Quique el que confesó en la rueda de prensa previa al partido que “no hubo tiempo. Cuando me queda libre, se lo dedico al libro que estoy leyendo, que es fantástico”.

Y es que según publicaron varios medios en su día, la relación entre ambos entrenadores es inexistente desde que compartieron vestuario en el Real Madrid como jugadores en la temporada 1995-96.

Quique y Luis Enrique coincidieron durante dos años en el Santiago Bernabéu. Fue tras la llegada de Jorge Valdano al banquillo blanco cuando la relación se enturbió. El motivo de dicho distanciamiento fue una división entre los partidarios y los detractores del técnico argentino.

Por si fuera poco, varios miembros de la plantilla pensaban que había un ‘topo’ dentro del vestuario que se encargaba de contar a Valdano todo lo que pasaba. Ese supuesto chivato no era otro que Quique Sánchez Flores.

Noticias relacionadas


Comentarios


    Click para elegir imagen